martes, 22 de julio de 2014

DÍA 58: DOPING POR CAFEÍNA

Etapa 52: Ammochori -  Véria 135  Km
Salida: 09:00
Llegada: 19:00
Acumulado: 4146 Km

 Al final saltó la banca.
Todo tiene un porqué, y el etapón que nos hemos metido no es casualidad. Porque las ganas de pedalear fueron las mismas de todos los días pero los kilómetros recorridos muy diferentes: 135 Km. ¡La madre del cordero!.
¿Dónde está el truco...?
En el pucherazoooo....
Aquí los griegos no se andan con chiquitas. Le metieron gasolina al Adolfo desde el primer bar.

¡Con estas plazas y este sol cómo para no pararse!

Bueno, antes de volver a la UE un inciso de nada. Menudos recuerdos que nos trajimos de nuestro paso por Macedonia:

No te pierdas el vídeo. Pincha en el enlace de abajo:

https://drive.google.com/file/d/0B_UMSIjAPAnzOGhYaXpBdEwzNVU/preview.

Dejados atrás los Balcanes y otros estados modernos nos hemos introducido de nuevo en esos placeres que nos da la Unión Europea. Mucha pasta han soltado aquí, se nota. Hay unas carreteras cojonudísimas. Me van las ruedas como bolas de billar. Suaves y rápidas.
Volvamos al primer bar. Allá se fue el Adolfo a tomar su primer cafelito.
Le metieron un chapapote de cafeína que todavía tiene los dientes negros.
Adolfo: PUTO CAFÉ GRIEGO...
 El tío como siempre más simple que el mecanismo de un mechero.
Yo ya noté que algo no iba bien porque nada más montarse de vuelta le empezó a petar de lo lindo. Treinta kilómetros en una hora. ¡ Menuda bestia parda!.
El problema acababa de empezar. En Adolfo el café tiene un pequeño efecto secundario: le provoca ganas de cagar.
Así que ya veis al Adolfo parando en otro bareto griego para visitar a "Roca".
¿Y qué se pide el animal de bellota?
Pues otra bomba nuclear. Pucherazo de café al canto.
Salió como una moto, mas intoxicado que un hippie en Woodstock.
¡Y venga!, otros treinta y cinco kilómetros en otra hora. Y yo con los cauchos rasuraditos. ¡Cacho bruto!
Os contaré que por dos veces más paró a cagar... y a doparse.
Ahora ya descansamos en un monte superlindo. Bueno descansar yo, el Adolfo lleva dos horas hiperactivo intentando poner el doble techo de mil maneras y poniéndome parches a diestro y siniestro.
¡Acelerado!
Hoy no duerme, os lo digo yo. Esto sólo se arreglaba con una botella de vino.
A ver que os cuento mañana.  A saber.

2 comentarios:

  1. El vídeo tiene contenido pornográfico? Adolfo y babieca montándoselo bajo el doble techo? Le dan al griego acaso???
    Lo digo porque no lo deja ver salvo que el autor de permiso.
    De todos modos después de ver el estado en el que sale Adolfo del Tonys alguna que otra noche no creo que nos sorprenda nada.
    Ánimo Adolfo!!! aunque la soledad hace estragos búscate algo más amoroso que los hierros de la Babieca que bastante tiene la pobre con soportar tu culo día tras día.

    Xavi

    ResponderEliminar